T-MEC: Fortaleza para la industria automotriz

T-MEC es la oportunidad histórica para la economía mexicana
3 agosto, 2020
T-MEC: Mayor competitividad de industrias en México
4 agosto, 2020

T-MEC: Fortaleza para la industria automotriz

La entrada en vigor del T-MEC conlleva importantes retos para la industria automotriz mexicana por las nuevas reglas, pero también oportunidades para los estados fronterizos.

Al ubicarse geográficamente en la frontera con Estados Unidos, las entidades federativas de esa zona tienen la oportunidad de desarrollar la proveeduría nacional y atraer nuevas empresas de autopartes que se instalarán en México para cumplir con el nuevo porcentaje de la regla de origen que establece el acuerdo. 

Uno de los cambios más importantes del T-MEC y que impacta a la industria automotriz del país es el aumento del 62.5% al 75% del contenido nacional en la fabricación de un vehículo, lo cual es conocido como la regla de origen. 

Las nuevas oportunidades y los retos del T-MEC 

Para los expertos, el porcentaje de contenido nacional y el contenido laboral, aunado a la homologación del salario a 16 dólares la hora para los tres países firmantes (México, Estados Unidos y Canadá), son los retos que más preocupan a los fabricantes de vehículos en México.

De acuerdo con César Buenrostro, socio líder de Comercio Internacional y Aduanas de KPMG en México, el cumplimiento de la regla de origen será gradual, 66% este año e incrementará 3% cada año, hasta llegar al 75% en 2023. 

Por otra parte, el tratado establece que el contenido laboral se incrementará de un 30% en 2020 a un 40%, es decir, este último porcentaje, representa que el valor del vehículo deberá producirse en un país que pague 16 dólares la hora a la mano de obra. 

Una de las principales ventajas del T-MEC es que da certeza jurídica a los inversionistas en un horizonte de hasta 32 años. 

De acuerdo con Manuel Nieblas Rodríguez, socio líder de la Industria de Manufactura de Deloitte, otro de los retos para las armadoras es cumplir con el 70% en contenido de acero proveniente de la región en un lapso de siete años para vehículos ligeros, ya que en la actualidad el acero y el aluminio que se utiliza para dicha industria proviene de Japón y Corea del Sur, países especializados en aceros de alta calidad, por lo tanto, se tendrán que desarrollar proveedores locales que produzcan ese tipo de materiales. 

Efectos de la pandemia en la industria automotriz

Mario Hernández, de KPMG socio líder de la Industria Manufacturera, Maquiladora y de Servicios de Exportación (IMMEX) de KPMG, considera que la caída en la demanda de productos a nivel mundial, por consecuencia de la pandemia será preocupante y la venta de vehículos no está exenta de dicha caída. De acuerdo con la Asociación Mexicana de Distribuidores de Automotores (AMDA), la venta de vehículos ligeros en mayo de 2020 cayó 59%, respecto al mismo periodo de 2019.

Por otra parte, HSBC Global Research mediante el reporte Snapshot of the Auto Sector, que aborda el impacto generado por el Covid-19 en el sector automotriz de México, así como el desempeño de la industria hacia la recuperación gradual de las economías, afirma que el T-MEC tendrá un efecto positivo porque dará certeza comercial; sin embargo, se prevé que las ventas nacionales vayan aumentando de manera más lenta. 

De acuerdo con el reporte, durante abril la producción de la industria automotriz en México registró una caída récord de 99%, mientras que las ventas nacionales y las exportaciones tuvieron un decremento de 65% y 90%, respectivamente.

Otro factor relevante es que la industria manufacturera automotriz tiene un camino más rápido hacia la normalización, debido a los fuertes lazos comerciales y de producción con Estados Unidos. 

Oradel Industrial Center conoce las necesidades del sector automotriz, considera que las manufactureras de este sector tienen la ventaja de rentar o comprar naves industriales muy cerca de la frontera con Estados Unidos y beneficiarse del T-MEC.

Open chat